Cuenta la leyenda…

“Cuenta la leyenda…”

Así comenzó este regalo de bodas que dejó a todos impresionados por su originilidad y diversión.

“A” se puso en contacto con New Planner para pedir ayuda y sorprender a su prima y su futuro marido. Fue entonces, cuando con su magnífica originalidad llegamos a confeccionar esta forma tan amena y divertida de entregar un regalo de bodas (bien sabido es que New Planner es 100% partidario de no dar el típico sobrecito con dinero, y para muestra un botón como os demostramos aquí).

La idea era hacer una Ginkana en la que los novios (y todos los que estábamos allí) se lo pasarán en grande. Una vez que lo teníamos todo pensado comenzamos a darle vueltas a la “ruta” que queríamos que los novios hicieran para buscar su preciado “tesoro”, y así comenzó todo…

 

Con esta primera pista los novios emprendieron el camino que les llevaría al “tesoro”. Así no tardaron en encontrar la primer pista, el mapa que les guiaría hasta el final.

Desde el dormitorio (donde sultilmente les mandaba la primera pista) deberían ir al segundo punto guiados por esta ingeniosa frase:

    

   “El trayecto será duro, tanto como el lugar donde debajo del manzano hay otro dato esencial”

No sin mucho pensar,… (por no decir “a duras penas”), se dirigieron a la mesa de piedra que se encontraba debajo del árbol. Como veis en la foto, la alegría al encontrarlo fue más que evidente!

regalo orginial boda“Y como nadie es profeta en su tierra, tendréis que conseguir un navío de dos ruedas para a otro puerto partir”.

Contando que no tenían barco, en seguida se dieron cuenta de que tenían que buscar otro medio de transporte… Y sin pensar, bajo las risas de los asistentes… se dirigieron derecho al TRICICLO! Pero no,.. ¡volver a leer la frase chicos! Fue entonces cuando la novia salió corriendo hacia las bicicletas.

Y seguimos…

“Surcando tierra y lodo podréis encontrar el castillo del Marqués y su feroz guardián. TA NA (nombre del perro de la familia) son las palabras que debéis pronunciar para domar a la fiera y en el castillo entrar”

Y con esta frase se dirigieron al punto del mapa marcado con una calavera.

“Y en un lugar de la sala donde podréis ver el Toro, como no podía ser menos, allí se encuentra el tesoro”

Y debajo de aquella ventana donde, además del Toro de Osborne, se puede ver toda la Villa de Aguilar (Llanes) encontraron su maravilloso tesoro…

Un cofre lleno de  monedas de oro y un bonito mensaje final:

“Y aunque los hayáis encontrado y penséis que esto es el FIN, no será más que el comienzo de vuestra Historia Feliz.”

Qué os ha parecido? Os atreveriáis a decir que cantidad de monedas había en el cofre?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s